18 nov. 2015

Iglesia Evangélica Española aprobó acoger homosexuales



La Iglesia Evangélica Española IEE, fundada en 1869, miembro del Consejo Mundial de Iglesias, de la Conferencia de Iglesias Europeas, de la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas y del Consejo Mundial Metodista, durante los días 11, 12 y 13 de mayo de 2015, se reunieron dialogando y debatiendo acerca de un documento expuso por el teólogo Juan Sánchez de la Facultad de Teología SEUT llamado "Ética Teológica y Homosexualidad", fue aprobado por el "75 Sínodo Pastoral IEE" titulado “Declaración de Mamré”.

La declaración resaltó que la IEE en discernimiento bíblico y teológico afirma que la "Iglesia no es homofobica" y con el fin de aportar la perspectiva pastoral y el testimonio evangélico está a favor de la unidad de la iglesia. Nos sumamos fraternalmente y estamos en comunión con la reflexión y la praxis en las que nuestras iglesias hermanas de referencia, reformadas y metodistas, están avanzando en muchos lugares del mundo... En consecuencia, Iglesia Evangélica Española, exhorta una pastoral acogida de las personas homosexuales y sus familias, evitando la invisibilidad y trabajando en el acompañamiento de la diversidad. (Gálatas 3:28).

Apostasía y Apologética en la IEE

Mientras he leído el debatido artículo teológico que marcó la "declaración Mamré" sólo encontré una "retrospectiva arenga filosófica seudo-cristiana", en ninguna manera aborda bíblicamente los puntos torales de la Sana Doctrina de la "salud espiritual, la conversión de pecado y la sana conciencia bíblica". Sino un cúmulo de 34 páginas donde aborda de plano supuestas "lagunas bíblicas" sobre el tema, la sociedad y la actualidad demandante que exige actualización en el sistema ortodoxo que la Iglesia.

No puedo decir más que "vulgar y apostata" el artículo teológico en el que la IEE ha basado su decisión, en ninguna manera se trata de un "estudio apologético legítimo" es un "falso positivo". Ciertamente la Iglesia de Cristo no tiene odio contra los homosexuales ni contra nadie, ama al que no tiene a Dios pero, lejos de toda "teoría/interpretativa/teológica" el "Espíritu de la Palabra" afirma que las fronteras divinas ordenaron la "naturaleza del sexo". No es un derecho "escoger" la sexualidad (Gay, lesbiana, transgénero, bisexual, pansexual, etc. O cualquier otra "corrupta pasión que inventen los hombres" como lo dice la Biblia), la sexualidad: Hombre y Mujer, son responsabilidades naturales creativos indubitables que han sido supeditados a la divinidad de Dios, no al deseo y necesidad carnal del hombre.

"Quienes se acuestan con varones/afeminados/homosexuales" no pueden entrar al Reino de los Cielos. (1 Corintios 6:8-10).
No hay duda que la "recepción pastoral" existe y debería existir en la Iglesia de Hoy. Pero no se trata en dar palmas a quienes decidieron ir tras "sus pasiones que van contra naturaleza". (Romanos 1:25-27)

Es penoso leer el "profundo estudio bíblico-teológico seudo cristiano" expuesto por el Sr. Juan Sánchez:



Los científicos no han descubierto ningún "Gen Homosexual" en nuestro sistema, no existe. 

La legítima Iglesia de Dios no está para sensibilizarse con las exigencias de las "necesidades" de la sociedad moderna, ¡claro que no! La "Iglesia debe ser Iglesia" guardar la Palabra de Dios que llama al abandono de la vida de pecado, el egoísmo y la codicia, exhortando al "cambio, la restauración, la regeneración, la transformación y la renovación del individuo que está lejos de Dios".


Por supuesto y los siguientes pasajes bíblicos no existen:
Santiago 1:13-15 (RV1960) Cuando alguno es tentado, no diga que es tentado de parte de Dios; porque Dios no puede ser tentado por el mal, ni él tienta a nadie; sino que cada uno es tentado, cuando de su propia concupiscencia es atraído y seducido. Entonces la concupiscencia, después que ha concebido, da a luz el pecado; y el pecado, siendo consumado, da a luz la muerte.
Romanos 1:23-25 (RV1960) Y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles. Por lo cual también Dios los entregó a la inmundicia, en las concupiscencias de sus corazones, de modo que deshonraron entre sí sus propios cuerpos, ya que cambiaron la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el cual es bendito por los siglos. Amén.

Es claro la Biblia afirma que tanto "el homosexualismo" como cualquier "otra pasión que va contra naturaleza" es "Pecado", es el reflejo de "negar a Dios" y permitirse que la concupiscencia se apodere de sus pasiones.



Sin embargo, la IEE asegura que el estudio es "bíblico-teológico" que impulsa a convivir construyendo una iglesia en la pluralidad de nuestras interpretaciones del Evangelio.

Por lo tanto la IEE se compromete a hacer pedagogía contra la homofobia desde el Evangelio de la Gracia. A cultivar un lenguaje inclusivo respecto a las construcciones de género. Al testimonio de la unidad, incluso si esto implica tensiones entre nuestra libertad de conciencia y nuestra llamada a preservar el testimonio, siendo capaces de abordar los temas conflictivos sin que haya rupturas. También aseguran que esto es un "avance" en el compromiso del seguimiento de Jesucristo - es la palabra encarnada de Dios que hace que la iglesia sea una tierra de acogida para todas las personas.
 

Suscripción vía FeedBurner