junio 06, 2017

Nueva ley canadiense: Gobierno quitará hijos a padres que no acepten su identidad de género


Ley Bill 89, Canadá, Niños, LGBT, Familia, Totalitarismo
Pixabay
 
TORONTO, Canadá — Los liberales de Kathleen Wynne de Ontario han aprobado una ley que ha sido considerada por los críticos como "totalitaria", explicó Jack Fonseca, estratega político de Campaign Life Coalition. La Ley Bill 89 otorga al estado un poder para confiscar a los niños de las familias cristianas que se opongan a la agenda LGBT, informa Life New Site.
 
La Ley 89, o la Ley de Niños, Jóvenes y Familias de Apoyo 2017, deroga y reemplaza la antigua Ley de Servicios para Niños y Familias que rige los servicios de protección infantil y los servicios de adopción y crianza temporal.
 
Añade la "identidad de género" y "expresión de género" como factores que se consideran "en el mejor interés del niño".
 
Al mismo tiempo, elimina la fe religiosa en la que los padres están criando al niño como un factor a considerar, y los mandatos de los servicios de protección infantil consideran sólo el propio "credo" o "religión" del niño al evaluar el interés superior del niño.
 
"No se equivoquen, Bill 89 es una grave amenaza para los cristianos y todas las personas de fe que tienen hijos, o que esperan cultivar su familia a través de la adopción, advierte Fonseca".
 
“Decepcionado estoy con este resultado, pero no estoy sorprendido", comentó Tanya Granic Allen, presidenta de Padres como Primeros Educadores (PAFE). "Los liberales de Kathleen Wynne llevan años llevando adelante su agenda contra los padres y contra la familia y el proyecto de ley 89 es la última entrega".
 
El proyecto de ley 89 retiene la disposición en la ley actual de que un niño que sufre o está "en riesgo de sufrir" daño mental o emocional y cuyos padres no proporcionan "tratamiento o acceso al tratamiento" necesita protección bajo la ley.
 
Declaraciones del Ministro de Servicios a la Niñez y la Familia, Michael Coteau, señaló claramente que la agenda liberal pro-LGBT e ideología de género, están detrás, advirtieron críticos.
 
Las agencias de ayuda a la infancia tienen ahora "un tipo de poder policial para derribar su puerta y agarrar a sus hijos biológicos si se sabe que se oponen a la ideología LGBT y a la teoría fraudulenta de la" identidad de género", si por ejemplo, el niño puede ser del mismo sexo atraído o confundido acerca de su "género", según Fonseca.
 
Fonseca señaló que el proyecto de ley liberal da cobertura legal a los trabajadores del gobierno para discriminar a los cristianos que quieren adoptar o fomentar a los niños.
 
“Incluso antes de que se aprobara el proyecto de ley 89, pero inmediatamente después de su introducción en diciembre, me enteré de varias parejas cristianas que fueron rechazadas por su adopción debido a sus profundas creencias religiosas sobre el matrimonio tradicional y la sexualidad humana", dijo a Life Site News. Esto revela la "hipocresía impresionante y fanatismo anticristiano" de la izquierda, dijo Fonseca.
SIGUE Next Post
SIGUE Next Post
 

Suscripción vía FeedBurner