100 Días de Ayuno en Honduras: ¿Se cumplió la Profecía del Apóstol Guillermo Maldonado?

apóstol, falso, profecías, guillermo, maldonado, maestro, biblia, pentecostal, movimiento, dinero
Captura: www,guillermomaldonado.org

TEGUCIGALPA, Honduras. - El 21 de Junio se cumplieron los 100 días de la profecía del caos que emitió el apóstol Guillermo Maldonado a la nación hondureña sino entraba en un prolongado ayuno con oración y arrepentimiento.

El objetivo de este artículo es probar sí dicha profecía se cumplió, dado que contenía un tiempo de vigencia y también de condición.

1 Tesalonicenses 5:19-21 (RVR1960) 19 No apaguéis al Espíritu. 20 No menospreciéis las profecías. 21 Examinadlo todo; retened lo bueno.

El tele-evangelista de origen hondureño radicado en Miami, ha estado rodeado de mucha polémica cuando se trata de profecías.

¿Qué profetizó para Honduras?

A las 09:00 a. m., el 13 de Marzo 2020, en su Conferencia para Pastores y Líderes en el Coliseum Nacional de Ingenieros, profetizó:

"Sacudiré el gobierno, todos sus estratos y esferas del gobierno serán sacudidas: Congreso Nacional, Presidencia y Poder Judicial por causa de la corrupción". El Señor dice: "Los vientos soplarán sobre este país tan fuerte para recordarles a ellos que se requiere justicia; esto pasará sí el pueblo no vuelve a la justicia. Habrán vientos y tormentas masivas aún terremotos de 7.6 golpearán; pero puede ser prevenido, puede ser abortado". El Señor dice: "Habrán disturbios, explosiones en las calles que podrían marcar la historia de este país. Este país nunca olvidará que habrá violencia y guerra civil, disturbios, alborotos y aún tsunamis", profetizó en parte de su mensaje.

Sin embargo, no es posible juzgarla sin su contexto. Y, sí existen condiciones en la profecía moderna:

"Este es el plan del enemigo, pero mi plan es avivamiento. Hay una advertencia a la iglesia". El Señor dice: "Sacudiré el espíritu religioso en las iglesias, el espíritu religioso que dicta en las atmósferas de la Iglesia". El Señor dice: "Voy a lidiar con gentes y religiosos asuntos del corazón. Expondré su desnudez, descubriré su corazón, expondré el espíritu de perversión, y expondré que son los que manipulan la moneda de este país, a ellos los sacudiré, el espíritu religioso será sacudido y romperé su poder". Y el Señor dice: "Sacudiré el espíritu religioso y como señal mirarán a la estatua derribarse no sólo espiritualmente sino también físicamente porque han hecho un ídolo para adorar, y delante de mi presencia no pueden haber ídolos.

Ahora, ofrece la medicina divina:

Después de la visita de mi siervo, les ordeno 100 días de ayuno y oración. 100 intercesores, hombres y mujeres que se paren en la brecha". Y el Señor dice: "Después de los cien días, mirarán el rompimiento y todo lo que iba a pasar no pasará".

Habrán señales sí recibimos el perdón de Dios:

El Señor dice: "Rompo el espíritu de pobreza". Dios dice: "estoy levantando una nueva generación de jóvenes, un remanente que gritarán en las calles mi nombre. Sí oran en estos 100 días. Sí ayunan estos 100 días. No mirarán en las calles alboroto, ni bombas explotando. Escucharán en las calles a los jóvenes y a los niños decir: ¡Grande es Jesús de Nazaret! Gran celebración habrá en las calles". El Señor dice: "Esto depende de la Iglesia.



Específicamente se refiere a la institución militar de la nación:

"Ánimo a los militares que están cansados en su corazón y necesitan fuerzas". El Señor les dice: "les doy nuevas fuerzas para guardar este país, para guardar este territorio".

Reafirma la condición de perdón y alivio divino a la profecía del caos en el territorio hondureño:

"Pero les doy esta condición para que esto suceda es que mi pueblo se arrepienta y se humille. Sí no se arrepiente y sí no se humilla; y sí no ora ni ayuna sucederán estás cosas". ¡Pasarán! dice el Señor, "lo que mi siervo a dicho en este día. La Iglesia es la reserva y la fuente de este país".

Comprobando la profecía

Honduras entró en una cuarentena que sobrepasa los 100 días a causa del SARS-CoV-2 que produce la enfermedad de la COVID-19, ha retrocedido a la fase cero en su reapertura inteligencia a causa de la abismal cantidad de contagiados positivos. Los expertos aseguran que son muchos más a pesar de las cifras oficiales debido a la tardanza de los resultados de las pruebas, entre una a dos semanas.

Los casos de corrupción son un escándalo total en la nación, que salpican por poco a todas las instituciones gubernamentales, sólo en lo que se refiere a las acciones versus los presupuestos para los preparativos para prevenir, controlar y sanar el avance del coronavirus mantiene en profunda decepción a la población a causa de la sinvergüenzura de las evidencias de sus ministros y responsables. 

Desde un presidente positivo de la COVID-19, hasta despilfarro de millones de Lempiras que aparentemente se entregaron de la forma más ingenua a empresas fantasmas para compras de hospitales, ventiladores mecánicos y otros insumos médicos que al parecer simplemente desaparecen y las adquisiciones y donaciones casualmente no son funcionales para dicho objetivo y tampoco pueden ser utilizados por detalles que dicen mucho que pensar.

Hospitales sin cupos, sin insumos médicos, sin pruebas rápidas, sin oxigeno, sin camas, sin mascarillas, sin gel antibacterial... son las denuncias de los expertos médicos que están en el valle de las sombras y de muerte. Mientras que las emisiones informativas del gobierno insisten en que se están supliendo todos los insumos a los hospitales, la tiranía sigue ante los ojos de todos los hondureños.

Las asociaciones pastorales se encuentran divididas, ¿Abrir o no abrir los templos?, ¿La iglesia son acaso sólo los templos abiertos?, ¿Prudentes o cobardes?, ¿Sólo las megaiglesias podrán abrir?, ¿Los pastores quieren abrir por que les falta el dinero o por que realmente quieren servir a la comunidad?, ¿Ayunó la Iglesia de Honduras durante 100 días?

En uno de los resúmenes de las comparecencias televisivas del equipo de ministros junto al presidente Juan Orlando Hernández, presentó la idea a su gabinete de ir considerando consultar a algunos pastores e iglesias que cuentan con las infraestructuras dignas para ser centros de triaje para los enfermos de la COVID-19. 

¿Se cumplió la profecía?

1. Sí juzgamos primeramente la fuente de la profecía. Son muchos los que cuestionan su juicio bíblico y su mover fantástico y místico característico del Movimiento Neo-Pentecostal. Así que, se encuentra en un rango de "muy dudoso" de tratarse de una genuina profecía personal y nacional. De manera que, la respuesta es NO.

2. Sí hablamos acerca de la corrupción de Honduras, sus poderes estatales, presidente y ministros, institucionalidades nacionales. En casi su totalidad, no es ajeno a los hondureños que la corrupción es la leche materna gubernamental. Tremendos juicios sobre cargos de narcotráfico, coimas, corrupción, abuso de poderes, lavado de dinero y otros, son bien conocidos por las agencias de inteligencia internacionales. No hay nada nuevo en la alfombra política y nacional, nada de esto resulta extraño para los hondureños. De manera que, la respuesta en NO.

3. ¿Ayuno la Iglesia? Por lo que sabemos, un minúsculo grupo de creyentes fieles a este movimiento se mantuvo en intercesión y oración en 100 días. ¿Diferencias? Es difícil decirlo, parece muy pronto para verlo. No lo sabemos. Pero aparentemente tampoco nada de la medicina y la señales divinas ocurrió.

Dios está con Honduras

Lo que sí sabemos es que la Iglesia no está muerta y está más viva que nunca, clamando desde cada hogar y levantando un altar familiar que invoca y clama el favor y la gracia divina para poder escapar de estas cosas, justicia, salud y sanidad sobre todas las esferas del gobierno. Más conectados que nunca en Internet y preparándose, y muchos más se están acercando a la Iglesia Virtual y reconciliándose con el Dios y Padre de nuestro Señor Cristo Jesús.  

Post a Comment

Artículo Siguiente Artículo Anterior